CARNE

Sandwich de requesón, jamón y salsa verde

Buenos días,

Viernes que te quiero viernes. Palabra mágica que nos indica que en unas horas estaremos disfrutando del fin de semana. Y qué mejor manera de hacerlo que con un sandwich, por supuesto.

Hoy, increíble pero cierto viniendo de mí, el sandwich es carnívoro. Lo es porque lleva jamón, y a fin de cuentas, el jamón es carne, una delicatessen, pero carne, con lo cual, queridos amigos vegeto-veganos, hoy no es vuestro día en este blog. Id directamente a otras muchas secciones pero no os paréis en esta publicación. Os ahorro el seguir leyendo.

Y diréis, porque os veo venir, que vaya combinación. Pues sí, que el jamón y el tomate combinan, no es ningún secreto. Que con el queso también, por supuesto, pero claro, en cuanto habéis leído salsa verde pensáis en ajo (bien hecho) y se os cambia la expresión facial. Pues volved a ponerla en su estado habitual porque os van a salir arrugas.

El ajo nunca hizo mal a nadie, todo lo contrario, y le va estupendamente a todos y cada uno de los ingredientes de este sandwich. Y si no me creéis, público de poca fé, id a por los ingredientes y probad antes de opinar. El sandwich está de lujo. Palabra de reinas del sandwich.

Sandwich de requesón, jamón y salsa verde

Sandwich de requesón, jamón y salsa verde

Ingredientes

  • Pan de nuestra elección
  • Requesón (en mi caso Pastoret)
  • Medio tomate verde
  • Unas lonchas de jamón cortadas muy finamente
  • Salsa verde

Sandwich de requesón, jamón y salsa verde

Elaboración

  1. Salsa verde: en el vaso de nuestra batidora de mano mezclamos dos dientes de ajo medianos, un buen manojo de perejil fresco, un chorrito de zumo de limón, una pizca de sal y 100 ml de aceite de oliva virgen extra. Trituramos todo hasta conseguir una salsa. Tapamos y dejamos enfriar en la nevera. Como bien sabéis es una de las salsas más versátiles en la cocina.
  2. Untamos una de las rebanadas (o mitad del panecillo en mi caso) con el requesón.
  3. Sobre él ponemos dos rodajas de tomate.
  4. Untamos sobre el tomate un par de cucharaditas de salsa verde.
  5. Para terminar, colocamos las lonchas de jamón.
  6. Tapamos con la rebanada restante o con la otra mitad del panecillo.

Solo os podemos decir una palabra, multiplicada por tres: rico, rico, rico.

Feliz fin de semana y hasta el lunes.

Gloria y Natalia.

SaveSave

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.